image_pdfimage_print

solo un 42 por ciento de los norteamericanos aprueba la gestión de Donald Trump luego de tres meses en la Casa Blanca.

A menos de una semana de cumplir sus primeros 100 días como presidente de Estados Unidos, Donald Trump muestra un récord de desaprobación del 53 por ciento. Una encuesta realizada a nivel nacional por la cadena ABC arrojó que solo un 42 por ciento de los norteamericanos aprueba su gestión como mandatario, el nivel más bajo desde que comenzaron las encuestas de este tipo en 1945.

La cifra es más alarmante si se compara con un promedio de 69 por ciento de aprobación y 19 por ciento de rechazo para los presidentes anteriores cuando estaban cerca de llegar al plazo de los 100 días en el cargo, que Trump cumplirá el 29 de abril.

Su antecesor, Barack Obama, por ejemplo, mostró 69 por ciento de apoyo y 26 por ciento de crítica al arribar a ese periodo.

De acuerdo con ABC, los desafíos del gobernante republicano son considerables, pues la mayoría de los sondeados estima que carece del juicio y del temperamento que se necesita para servir eficazmente.

Seis de cada 10 interrogados dudan de su honestidad y confiabilidad, lo ven como fuera de contacto y no creen que entienda los problemas de personas como ellos; al tiempo que el 56 por ciento dice que no ha logrado mucho en sus primeros 100 días.

Las mejores calificaciones del jefe de Estado incluyen una amplia aprobación de 73 por ciento a su presión sobre las empresas para mantener puestos de trabajo en Estados Unidos, algo que incluso la mayoría de los demócratas, liberales y no blancos aprueban, indicó la cadena.

En tanto, más de la mitad de los entrevistados, el 53 por ciento, lo ve como un líder fuerte, aunque ese dato queda por debajo del 77 por ciento que consideraba lo mismo de Obama en esta etapa.

Con relación a otros asuntos, un 37 por ciento está de acuerdo con los grandes cambios en el gasto federal propuestos por el presidente, mientras el 50 por ciento los rechaza; y un 61 por ciento desaprueba que diera a su hija y yerno, Ivanka Trump y Jared Kushner, posiciones importantes en el Gobierno.

Al mismo tiempo, el 58 por ciento valora que los tribunales federales que bloquearon su veto migratorio están actuando correctamente como un control de los poderes del presidente, en lugar de interferir equivocadamente con ellos, mientras un 36 por ciento estima lo contrario.

El sondeo también tiene señales de alarma para los demócratas, pues el 67 por ciento de los participantes cree que esa fuerza está fuera de contacto con las preocupaciones de la mayoría de los estadounidenses, una cifra similar a la del Partido Republicano.

Tal dato constituye un giro muy negativo para la formación azul, 19 puntos porcentuales más crítico que cuando se preguntó sobre el tema hace tres años, y está marcada por un incremento de esa percepción entre los propios votantes del partido.

(Con información de Prensa Latina)

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  

Comentarios

comentarios