image_pdfimage_print

[:es]

Tomado de: Revista Mujeres ||
No se cuenta entre mis alimentos preferidos pero me gusta la calabaza, como dice una antiquísima canción popular cubana.
La riqueza de la calabaza

supuesto el fru

Su origen se remonta a la época precolombina y existen referencias sobre el cultivo de algunas variedades en China, Egipto y el Oriente Medio. Hoy, constituye una de las hortalizas de mayor consumo en todo el orbe.

Su nombre científico es Cucurbitaspp, pertenece a la familia de las Curcubitáceas —al igual que el pepino, el melón y los calabacines—, es una planta trepadora o rastrera, anual, de frutos voluminosos con gran contenido de agua.

Constituye una gran fuente de betacarotenos, vitaminas del complejo B, C y E, así como minerales: potasio, calcio, fósforo, hierro, magnesio y cinc. De ella se emplean las hojas tiernas, las flores, por

to y también las semillas. Estas últimas se emplean

con fines alimenticios pero también antiparasitarios.

Sopas, guisos, ensaladas, postres, jugos, batidos y helados se preparan con la deliciosa calabaza. Por lo pronto, le dejo con una receta deliciosa de la cual le recomiendo no abusar si no quiere perder la línea: una crema de calabaza. Prepárela y disfrútela.

Necesita un kilogramo de calabaza, un litro de leche, un cuarto de caldo de pollo, una cebolla blanca y cuatro cucharadas de crema de leche.

Pele y corte la calabaza en cuadritos. Quite las semillas. Cocine la calabaza en la leche y el caldo durante 25 minutos, agréguele la cebolla, así como tomillo, laurel, sal y pimienta a gusto. Cuando esté lista quítele, si lo desea, el tomillo y el laurel.

Tueste las semillas y con ellas decore el bol o plato donde servirá la crema.

user-profile

Autor:Lucía Sanz Araujo

 

[:]

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Comentarios

comentarios