image_pdfimage_print

[:es]

Tomado de: Cubadebate ||
Entrega, desprendimiento y profesionalidad son algunos de los adjetivos con que los guatemaltecos más humildes resumen hoy la labor de la Brigada Médica Cubana (BMC) y sus 20 años de presencia ininterrumpida en este país.
Yuri Batista, coordinador nacional de la BMC

Y aunque los primeros galenos llegaron en el mes de noviembre en respuesta al llamado de Guatemala tras el paso del huracán Mitch, la proximidad del Día de la Medicina Latinoamericana cerró con broche de oro una jornada de homenajes por parte de grupos de la solidaridad, partidos amigos y la embajada cubana aquí.

Yuri Batista, coordinador nacional de la BMC, recordó aquellos difíciles momentos para sus colegas, quienes en pocas horas pusieron a funcionar el hospital de La Tinta y abrieron el camino de una colaboración perdurable que existirá hasta que las autoridades de salud así lo quieran, ratificó.

Batista precisó que actualmente cuentan con 410 colaboradores distribuidos por 16 de los 22 departamentos guatemaltecos, pero en los lugares de más difícil acceso.

En estos 20 años, puntualizó, llegamos a la cifra histórica de 44 millones 793 mil 109 consultas médicas en las especialidades de Medicina General Integral, Medicina Interna, Cirugía, Ortopedia, Ginecobstetricia y Pediatría, entre otras.

Asimismo, suman 447 mil 363 las cirugías y 193 mil 283 las personas que gracias a la Misión Milagro recuperaron la visión, un programa que opera con cuatro centros oftalmológicos en diferentes regiones y beneficia no solo a

Guatemala, sino también a México, El Salvador y Belice.
Batista recordó que nuevamente un desastre natural, la erupción del volcán de Fuego el pasado 3 de junio, puso a prueba el altruismo del colectivo médico radicado en el sureño departamento de Escuintla, uno de los más golpeados.

“Desde el inicio de la tragedia estuvieron las 24 horas junto a los damnificados en los albergues y garantizando condiciones epidemiológicas adecuadas para evitar la proliferación de epidemias”, resaltó.

Igual disposición mostró todo el personal de la BMC, que se vio representada en Escuintla a través de un grupo de apoyo de 20 médicos con experiencia de trabajo en condiciones de desastre junto a varios colegas guatemaltecos y salvadoreños graduados de la Escuela Latinoamericana de Medicina, en Cuba.

El coordinador nacional ratificó el sentir de los colaboradores en este país “de seguir repartiendo salud en defensa de los valores en que creemos a costa de cualquier sacrificio”.

En nombre del Ministerio de Salud y Seguridad Social de Guatemala, el doctor Arnaldo Bringuez expresó “el gusto de compartir 20 años de una cooperación que llegó para quedarse” y citó, como ejemplo, la reciente ratificación en Cuba del convenio bilateral que permitirá abrir nuevas áreas de intercambio.

user-profile

Autor: Maitte Marrero Canda, corresponsal PL

[:]

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Comentarios

comentarios